DUDAS

¿Puedo colocar yo mismo el vinilo?

Claro que sí, solo tienes que seguir 4 sencillos pasos. Para que te hagas una idea, es como colocar una calcomanía gigante. El vinilo se sirve enrollado y consta de 3 partes: una hoja de papel siliconado, el vinilo y una hoja de papel transportador para facilitar la colocación.

¿Dónde puedo pegarlo?

Puedes pegarlo en cualquier superficie lisa, como por ejemplo paredes, techos, puertas, cristal, madera, azulejos, metal, plástico, papel pintado, electrodomésticos, espejos… etc

No se aconseja la colocación sobre superficies rugosas como estucados o gotelé porque el vinilo podría romperse o generar bolsas de aire. Tampoco se aconseja su uso en ambientes húmedos.

¿Y si las medidas no se ajustan a mi espacio?

Ningún problema, se ajusta y ya está! Todos los modelos se pueden adaptar en proporción al tamaño que se necesite. En DelicoArt trabajamos al tamaño máximo para que el vinilo sea de 1 sola pieza. En caso de ser más grande, el vinilo constaría de más piezas.

¿Se puede cambiar de sitio?

No, una vez colocado, si lo despegas el vinilo perderá su adherencia, así que antes de fijarlo colócalo sobre la superficie para ver previamente la posición que más te gusta.

¿Se puede cambiar de sitio?

Puedes retirarlo sin dañar la superficie aplicando calor con la ayuda de un secador de pelo. Despégalo desde las puntas lentamente y con cuidado para no levantar la pintura.